Saltear al contenido principal
Experiencias

¿Cuál es el principal problema dentro de un directorio y qué se puede hacer para evitarlo?

Al tratarse el Directorio de un órgano colegiado que debe tomar decisiones en conjunto, se entiende que las diferentes posturas de sus miembros deben alinearse en el mejor camino para la empresa, sus accionistas y sus stakeholders. Cuando esto no ocurre, es decir, cuando estas posturas no se alinean, sus miembros deben eliminar aquello que los separa favoreciendo lo que los une a fin de perseguir dicho objetivo.

¿Pero qué pasa cuando lo que les separa es el conflicto de interés, potencial o real, de sus miembros alejándolos del objetivo común?

En mi experiencia, los problemas más serios a enfrentar fueron aquellos motivados por conflictos de interés, siendo estos los que podrían causar la mayor cantidad de dificultades al interior de un directorio, en su mayoría al no haber sido detectados o declarados previamente. 

Por ello, aplicando el principio de “es más fácil prevenir un problema que tratar de solucionarlo”, propondré una serie de consejos, basadas en mi experiencia, que ayudarán a evitar los conflictos de interés en el directorio:

Disposiciones de la Ley General de Sociedades (LGS)

La Ley General de Sociedades (LGS) peruana establece una serie de disposiciones para evitar conflictos de interés en el directorio. Estas disposiciones deben ser generalmente incluidas en el estatuto de la empresa y/o en el reglamento del directorio, y contemplan que:

  • Los directores deben abstenerse de participar en la deliberación y votación de un asunto cuando tengan un interés personal en el mismo.
  • Los directores deben informar al directorio de cualquier conflicto de interés potencial.
  • Los directores deben ser responsables de sus acciones ante los accionistas.

Junto con estas disposiciones legales, el directorio debe establecer las pautas que considere adecuadas a su propio funcionamiento y regulación legal acorde a su industria. Estas pautas deben ser claras y concisas, y deben ser comunicadas a todos los directores.

Pautas específicas para evitar conflictos de interés

Las siguientes son algunas pautas específicas que el directorio puede establecer para evitar conflictos de interés:

  • Los directores deben declarar todos sus intereses personales, tanto financieros como no financieros, que podrían afectar su juicio.
  • Los directores deben abstenerse de participar en la deliberación y votación de cualquier asunto en el que tengan un interés personal.
  • Los directores no deben realizar transacciones con la empresa que puedan beneficiarlos personalmente.
  • Los directores deben evitar relaciones cercanas con empleados de la empresa que pudiesen influir en sus decisiones.

Pautas para evitar conflictos de interés entre los miembros del directorio

  • Los directores deben abstenerse de discutir asuntos relacionados con la empresa fuera de las reuniones del directorio.
  • Los directores deben evitar hacer promesas o compromisos a otros directores que puedan influir en sus decisiones.
  • Los directores deben estar dispuestos a cuestionar las decisiones de otros directores, incluso si estas decisiones son tomadas por un director con el que tienen una relación cercana.

Pautas para evitar conflictos de interés con los accionistas

Los conflictos de interés con los accionistas pueden surgir cuando un director toma una decisión que beneficia a un grupo de accionistas específico en detrimento de otros grupos de accionistas. Para evitar estos conflictos, el directorio debe establecer una serie de disposiciones, como las siguientes:

  • Actuar en el mejor beneficio de toda la empresa: Los directores deben actuar en el mejor interés de la empresa como un todo y no en el interés de un grupo específico de accionistas. 
  • Deber de información: Los directores deben proporcionar información completa y precisa a todos los accionistas.
  • Deber de transparencia: Los directores deben ser transparentes sobre su toma de decisiones.

Pautas para evitar conflictos de interés con las gerencias

Los conflictos de interés con las gerencias pueden surgir cuando un director tiene una relación cercana con un gerente que podría influir en sus decisiones. Para evitar estos conflictos, el directorio debe establecer pautas específicas, como las siguientes:

  • Los directores deben abstenerse de tener relaciones cercanas con gerentes de la empresa.
  • Los directores deben evitar participar en la evaluación o compensación de gerentes.
  • Los directores deben ser independientes de la gerencia.

Conclusión:

¿Se pueden evitar los conflictos de interés? Sí.

En caso de darse o de existir sin posibilidad de evitarse, ¿Deberían establecerse mecanismos para que los conflictos de interés no interfieran en la toma de decisiones y dañen a la empresa? Sí.

¿Cómo deberían comportarse los directores frente a estos conflictos de interés? Como «ordenados comerciantes» y «representantes leales», de manera ética, coherente y transparente.

Y finalmente y sin ánimo de caer en algún facilismo, el directorio mismo podría hacer una declaración con respecto a los conflictos de interés que pudiesen suscitarse, de manera colegiada, y frente a accionistas y stakeholders.

Share this Article

Discussion

Esta entrada tiene 0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba
Buscar